Opinión, politica

Porque yo lo valgo

No sé por qué me da que vamos a ser testigos de una nueva estafa del PSOE. Los socialistas son unos expertos en ello. No sé a qué viene tanta intriga con el asunto de los pactos, ni cómo un individuo como Pedro Sánchez, curtido en la política, que fue despedido por su ejecutiva con una calurosa patada en el trasero continúe instalado en el yo estoy aquí porque yo lo valgo. Pedro Sánchez está donde está, en primera instancia, porque la cúpula del PSOE quiso defenestrarle y la militancia se reveló y, en segunda, porque Podemos lo apoyó en una moción de censura que triunfó, no sólo por ese apoyo, sino porque la formación morada hizo una encomiable labor en la trastienda, dialogando con otras formaciones para que dicha moción  saliese adelante.

Pedro Sánchez ha triunfado – aunque es una victoria pírrica, que nadie se engañe – en las elecciones generales por dos razones fundamentales: una, que el miedo a la confluencia de las derechas transformó el sentido del voto de muchos que temieron que su apoyo a otras formaciones se perdiese en el espacio de los votos sin sentido – un error bastante usual en el electorado, que no vota  a quien cree que lo representa, sino contra el miedo de lo que cree que puede avecinarse – y otra, que las políticas sociales desde la moción de censura hasta la disolución del Parlamento, de un modo u otro, se las ha atribuido el PSOE como suyas, cuando han sido resultado de insistencia y presión del partido que lidera Pablo Iglesias.

Desde el momento en que, tras la victoria electoral del PSOE, se escucharon en Ferraz las consignas de “con Rivera, no”, y “si se puede”, y Pedro Sánchez no hiciese ninguna afirmación, sino que mirase para otro lado, a mi ya no me dio buena espina.

Ahora Sánchez quiere gobernar en solitario, solicita el apoyo de todos, pero sin hacer concesiones de ningún tipo. Y se permite el lujo de amenazar con nuevas elecciones. Si cree que unas nuevas elecciones pueden darle una victoria más rotunda, tengo la impresión de que carece de todo sentido político – parece que se le olvida que la participación fue mayor del 75%, barrera que va a ser muy difícil de superar. Y muchos volverán al desencanto que habitualmente produce el PSOE.

¿No hay nadie en el PSOE con el juicio y la talla política suficientes para sacar adelante un gobierno de izquierdas o progresista que nos saque del pozo en el que la derecha hace tanto tiempo que nos ha sumergido?

Señores, no van a existir muchas más oportunidades, no nos engañemos.

Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .